UN BUEN CUIDADO DE BELLEZA VA MÁS ALLÁ DE LA PIEL

UN BUEN CUIDADO DE BELLEZA VA MÁS ALLÁ DE LA PIEL

Creemos que el mejor cuidado de la piel es el tipo de belleza que va más allá de la piel. No solamente para vernos mejor pero para hacernos actuar y sentirnos mejor. Es el cuidado de nuestro bienestar, de las decisiones que tomamos, los valores que respetamos y el cuidado del medioambiente.

Para la genta nórdica, a menudo introvertida y solitaria, lo que está por dentro siempre ha sido más importante que lo que se ve por fuera. Por eso insistimos en ingredientes eficaces, transparencia, un packaging reciclable, cuidado, pasión y respeto. Porque un corazón radiante nos trae una piel radiante.

Deeper Than Sking MADARA Cosmetics



Deeper Than Skin MADARA Cosmetics

DeeperThanSkin MADARA Cosmetics



ESTA EN NUESTRA SANGRE

Durante miles de años nuestro duro y frío clima ha desarrollado plantas con propiedades extraordinarias. Sus raíces profundas y troncos retorcidos han sanado heridas y salvado vidas. El conocimiento y la capacidad de supervivencia han pasado de madres a hijas, de padres a hijos, está presente en nuestra sangre. Ahora, en pleno siglo XXI queremos demostrar que la naturaleza nos proporciona todo aquello que necesitamos. Estudiamos las leyendas sobre las hierbas curativas norteñas bajo la penetrante mirada de doctores en la fiera luz de nuestros laboratorios científicos. En nuestra búsqueda incesante por descubrir lo que nos ofrece la naturaleza, la validación científica es imprescindible para cada unos de nuestros ingredientes seleccionados y productos definitivos. Curiosamente, por la escasez de recursos y la luz solar, nos hemos convertido en perfeccionistas, amantes del detalle, del diseño y en definitiva, de la calidad.




DeeperThankSkin MADARA Cosmetics


¿DEBERÍAMOS LLAMARLO LUJO?

¿Qué significa lujo para ti? ¿Lucir un vestido caro? ¿O al amanecer, nadar desnudo en un solitario lago? Podrían ser ambas. Para nosotros, lujo significa nuestros bosques norteños y sus fértiles tierras. Nuestros geniales mares y sus infinitas costas de arena, donde nos sentamos solitarios a dejarnos maravillar por las auroras boreales. Nuestras viejas casas de madera, alejadas una de las otras. El disfrute de las estaciones como el dorado otoño, los cristalinos inviernos, anhelados manantiales y los cortos veranos en el norte, muy a nuestro pesar. El lujo de unos ingredientes frescos, naturales, puros, refinados hasta conseguir su máximo potencial.

Eso es lo que hay bajo nuestra piel.